Voces del alma

No tengo y lo quiero

He sido de las últimas en llegar y me desconciertan teorías que pasan constantemente por mi cabeza que quizás solo son eso, teorías.

No puedo pensar en tu vida pasada sabiendo lo que has sido capaz de hacer. No puedo imaginarte en los brazos de otra mujer y ofrecerle lo que yo tanto ansío.  ¿Por qué con ella era diferente? ¿Qué puede tener ella que yo no tenga?

Y es que tengo un sueño contigo, de esos que sólo una mujer después de ser niña entiende. Es un sueño ficticio en la infancia, pero real en la madurez. Los tonos son blancos y a mi alrededor solo hay flores y tú. Es un sueño que quizás te cueste entender por qué lo deseo tanto, pero sólo podrás saberlo si te adentras en mi corazón y aprendes a escucharlo. Está latiendo, y lo está haciendo por ti porque te ama como nunca, jamás ha amado antes, porque lo aceleras con tan sólo sonreír y respirar.

Sé que te produce desconfianza arriesgarte una vez más, pero yo no soy como ella. Yo no pretendo herirte ni abandonarte, mi corazón sin ti no existiría del mismo modo en que lo hace.

Sé que te produce más desconfianza mis palabras, pero amor, solo son eso, palabras, y aunque creas que tienen un significado, no son más que letras desordenadas sin sentido.

Tengo un sueño contigo, y sé que sólo se hará realidad si confías en mí y tu permaneces en él.

Águeda

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.